Menú Principal
20 de julio de 2016

Gobierno Regional respalda nominación al premio nacional de Historia a académico de la Universidad de Tarapacá

Arica, miércoles 20 de julio, 2016.-Hasta las dependencias del Instituto de Alta Investigación de la Universidad de Tarapacá, llegó el intendente(s)  Ricardo Sanzana  para  recibir de manos del doctor Bernardo Arriaza  el libro “Cultura Chinchorro: Pasado y Presente”; del cual  Arriaza es uno de los editores y, para darle, a nombre del Gobierno Regional , el respaldo a la nominación al Premio Nacional de Historia; galardón que se dirimirá en Santiago a mediados de agosto próximo.

En este volumen editado junto  a la doctora Vivien Standen, veintidós autores plasman su visión sobre Chinchorro e invitan a conocer y profundizar en numerosos aspectos de la vida cotidiana de estos antiguos pescadores que desarrollaron complejas formas de momificación artificial. Con esta obra  los científicos esperan contribuir al desafío actual de poner en valor, proteger y potenciar in situ los hallazgos y yacimientos arqueológicos Chinchorro, entrelazando así el pasado con el presente.

En la oportunidad, el intendente(s) se refirió a la importancia que tiene la Cultura Chinchorro. “Nosotros creemos que tal cual se ha hecho educación con otras culturas ancestrales a nivel mundial, llega el momento de hacernos cargo de esta riqueza cultural que nos toca vivir; somos muy afortunados en ese sentido;  por lo tanto, además del gran trabajo que se ha hecho desde el punto de vista científico, corresponde ahora conocerla, vivirla, difundirla y preservarla”.

Respecto de la nominación de Arriaza al Premio Nacional de Historia, Sanzana  señaló “estamos en una campaña de apoyo que tiene mucho sustento. Hemos verificado cómo se ha ido conociendo, estudiando la Cultura Chinchorro y esto tiene una persona específica que ha sido el baluarte en este conocimiento. El aporte del doctor Arriaza es conocido a nivel mundial y este premio debe tener su nombre”.

“Me siento muy honrado por el apoyo que me han dado las autoridades y también la comunidad. Es un honor ser partícipe de esta nominación; es un desafío tremendo, tanto para el candidato como para la región y la universidad”, manifestó el doctor Arriaza.

Refiriendo al libro, dijo que se trata de un texto de difusión que intenta plasmar en sus diversos capítulos una síntesis de la Cultura Chinchorro, cuyos inicios comienzan hacia los 5.000 años a.c. “Estamos hablando de  7.000 años de antigüedad que están plasmados en algunas páginas., por lo cual es difícil sintetizar tanta información, pero hicimos un esfuerzo por resumirlo y, sobretodo, compartirlo con la comunidad”.

En este contexto, explicó que la gran riqueza arqueológica del norte de Chile, junto a los numerosos estudios que se ha realizado sobre la Cultura Chinchorro, han generado un conjunto de datos y antecedentes que  “nos permiten proyectar y debatir su importancia a nivel mundial. Los grupos de pescadores Chinchorro, que vivieron y se desarrollaron en la costa del desierto de Atacama durante miles de años, fueron en gran medida pioneros en la explotación del mar y del desierto”, subrayó el doctor Arriaza.

Jurado

El jurado que compone la mesa de deliberación del Premio Nacional de Historia 2016, lo integran la ministra de Educación, Adriana Delpiano; el rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi; el rector de la Universidad de Playa Ancha y presidente del Consejo de Rectores, Patricio Sanhueza; el presidente de la Academia Chilena de Historia, Santiago Lorenzo Schiaffino;  y el Premio Nacional 2014, Sergio González.

Instituto Alta Investigación

En los últimos 10 años, un grupo de académicos del Instituto de Alta Investigación de la Universidad de Tarapacá, realiza investigaciones de alto nivel en distintas áreas del conocimiento, tanto en el ámbito teórico como aplicado.  Es así como a través de los años, este grupo ha generado una importante cantidad de publicaciones indexadas a nivel ISI y proyectos de investigación a nivel nacional e internacional. También en el ámbito propio de sus competencias, estos investigadores han logrado crear y pasar a ser parte de importantes redes de colaboración con académicos de alto nivel tanto de Chile como del extranjero, posibilitando un fructífero intercambio de información científica.